Cosas de bruja

Feliz Samhain

Feliz Samhain

 

A veces creo que si alguien me regalase una baraja de tarot o un pentáculo nuevo llegaría antes a mi corazón que regalándome un collar de diamantes. Supongo que queda raro en alguien con un perfil tan intelectual que hable de este tipo de cosas, pero me niego a ocultar una parte de mí por pura conveniencia. Samhain es mi fiesta preferida del año, es mi día especial, y lo celebro con enorme alegría.

Me gusta Samhain y me gusta Halloween, con todas las contradicciones absurdas que eso implica. Me gusta disfrazarme de bruja, de vampiresa y de muerte, y me gusta bailar desnuda cuando hay luna llena. Y todo eso es perfectamente coherente dentro de mi cabeza. También me gusta dejar un lugar en la mesa para mis muertos y quemar una lista de cosas de las que espero deshacerme este año nuevo – puesto que Samhain es el final de la cosecha y el inicio del largo invierno, y por lo tanto, el fin de de año de las brujas. Y como parte del aquelarre, lo celebro con más ahínco de lo que jamás celebré la nochevieja.

Así que traedme velas blancas y negras, murciélagos de peluche y faldas naranjas y moradas, mantas con lunas o collares con la triple luna, y pensad en mi en mi día especial, que yo saldré a celebrarlo por todo lo alto.

Este sitio web utiliza cookies para hacer el seguimiento de los visitantes en la web, para mejorar el rendimiento y la experiencia como usuario.
Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Política de cookies Acepto